Domingo 26 de Septiembre de 2021

Hoy es Domingo 26 de Septiembre de 2021 y son las 11:11 FM SENSACIÓN 88.7 TU RADIO

GENTE

8 de septiembre de 2021

LA HIJA NO RECONOCIDA DE IRINEO LEGUISAMO RECLAMA SU IDENTIDAD

Miriam Peres e Ireneo Leguisamo

Una mujer uruguaya dice ser hija no reconocida del jockey Irineo Leguisamo y quiere recuperar su identidad.

Se llama Miriam Peres, pero según ella misma nos cuenta, su apellido debería ser Leguisamo. Sí, exactamente como el gran jockey uruguayo que brilló en el turf de todo el continente, Irineo Leguizamo.

Miriam, no sin emoción, nos cuenta por teléfono desde su Montevideo natal, que tiene 71 años de edad y que es la hija no reconocida de Irineo Leguisamo. Aquel inolvidable y aun nunca superado ganador de miles de carreras. El que era amigo y corría los caballos del mismísimo Carlos Gardel. Incluso Miriam dice poseer la bombilla con la cual el Pulpo y el Zorzal compartían unos amargos.

El relato de Miriam da cuenta de que a sus 8 años de edad, tristemente se enteró por el Sr. Peres, el hombre que ella creía que era su padre, que no era hija de él, -“Vos no sos hija mía” le espetó crudamente a aquella inocente niña -“Sos hija del Pulpo”, tal el famoso apodo del jinete uruguayo.

Cuenta Miriam que Leguisamo y Peres eran amigos pero que esa amistad se terminó con su nacimiento. Desde aquel momento Leguisamo siempre la trató como hija, la visitaba cada vez que viajaba a Uruguay , ya que El Pulpo vivía en Palermo, Buenos Aires, justo frente al hipódromo, con su esposa Delia, con quien nunca pudo tener hijos.

“Incluso su esposa Delia me quería mucho” dice Miriam en su relato. “Yo no quiero dinero ni quiero nada” dice, yo quiero que se me reconozca con mi verdadero apellido”.

“Yo encontré en Salto (donde nació Irineo) a mi familia biológica “ dice Miriam. “Son sobrinos y primos segundos de mi padre y ellos me aceptan como su pariente, ya que sabían por mi padre acerca de mi existencia”

“La última vez que ví a Papá fue en 1982, la última vez que él estuvo en Montevideo. Luego él murió en 1985, en Buenos Aires.” agregó Miriam.

“Yo quiero saber dónde están los restos de mi padre” nos dice. “Porque me dijeron que en el cementerio de la Chacarita no está, una amiga mía buscó su mausoleo y no lo encontró”.-continuó diciéndonos –“Otra persona me dijo que el Sr. Palito Ortega mandó a cremar sus restos y arrojó sus cenizas en los lagos de Palermo, pero no lo puedo saber.”

Como es de público conocimiento, Leguisamo había forjado una gran amistad con Ortega, al punto de que decía que Ramón era su “hijo del corazón”. Incluso el propio Palito ha contado en innumerables entrevistas periodísticas que él ha guardado muchas de las cosas de Leguisamo y ha sido un artífice de muchos homenajes realizados al gran jockey.

Los últimos caballos que corrió Leguisamo eran, incluso, propiedad de Ortega.

“Al Sr. Palito Ortega lo fui a ver varias veces cuando él se ha presentado en Uruguay, pero nunca me ha querido recibir” nos cuenta Miriam.

Consultada acerca de su motivación para revelar ahora esta historia, después de tantos años nos responde que su único interés es ser reconocida, poder tener su identidad completa. ”Yo quiero llevar el apellido de mi padre, es lo que corresponde” nos dice.

“Mi padre siempre me llamó hija y nunca renegó de mí. Me decía que no podía reconocerme legalmente porque tanto él como mi mamá eran casados y que él era muy famoso y no quería escándalos “, relata Miriam con voz triste.

Esta es la historia de Miriam Peres, quien dice ser hija no reconocida de Ireneo Leguisamo.

El relato completo en la propia voz de Miriam Peres,  lo encontrarás en el audio adjunto a esta nota, en la entrevista realizada por Ricardo Delgado.  

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios